Centro de rehabilitación de drogas

Centro de rehabilitación de drogas

Si el paciente quiere venir a un centro de rehabilitación de drogas, debe entender varios conceptos. En primer lugar, es importante entender que dejar este tipo de drogas no es sólo dejar de consumirlas sino también modificar hábitos o formas de respuesta ante situaciones cotidianas. Esto implica, por un lado, saber cómo resolvemos nuestros problemas en el día a día. Reconocer el malestar que generan estos conflictos (de baja o alta intensidad) e intentar o resolverlos de otra manera o asumir y tolerar determinados momentos de displacer.

En segundo lugar, que se sabe que en el cerebro funciona el circuito de recompensa cerebral. Este circuito ha permitido al ser humano la emisión de una serie de conductas fundamentales para la supervivencia, como la conducta alimentaria o la conducta sexual.

centro de rehabilitación de drogas

La activación de estos centros tiene como consecuencia que se experimente una importante sensación de placer, así como que guarde en su memoria los estímulos que se asocien con la realización de dichas conductas. 

De esta manera, cuando la persona se exponga a estímulos similares a los que percibió cuando su sistema de recompensa se activó, la reacción inmediata será percibida como de deseo, de acercamiento. Nuestro sistema de recompensa se activa y nos dice “prepárate, ahora hay algo importante (para tu supervivencia) que tienes que hacer”.

En tercer lugar, es importante subrayar que este sistema de recompensa está fuertemente relacionado con la supervivencia y que se trata de un mecanismo que funciona en tomar “decisiones” todo-nada. Dicho de otra manera: de vida o muerte. Porque el sistema de recompensa se localiza principalmente en estructuras subcorticales del cerebro (es decir, evolutivamente más viejas que el córtex cerebral), no tiene acceso al procesamiento consciente o voluntario.

En Centro Dignus, como centro de rehabilitación de adicciones, contamos con mucha experiencia y nuestro objetivo es devolver al paciente el control de su vida.

Adicciones de drogas que tratamos

Recurso 2

Adicción a las benzodiazepinas

Dejar las benzodiacepinas es extremadamente delicado. Las benzodiacepinas son los medicamentos más recetados para los trastornos de ansiedad y de insomnio. El problema es que si se realiza un abuso de esta droga se desarrolla una adicción a lo largo del tiempo. La desintoxicación siempre será gradual y después se añadirá al paciente a las terapias de deshabituación para evitar recaídas.

Recurso 6

Adicción a las anfetaminas

Como droga tiene un potencial adictivo muy alto y en los consumidores abusivos genera una gran cantidad de problemas físicos y mentales, sobre todo estados maníacos y psicóticos poniendo en riesgo su salud y la de su entorno. Una vez se comienza con la desintoxicación es primordial incorporar al paciente al proceso terapéutico de deshabituación por medio de terapias.

Recurso 3

Adicción al cannabis

Aunque el síndrome de abstinencia a los porros se desarrolla de una forma diferente en cada persona, existen una serie de síntomas genéricos que aparecen con más o menos intensidad en función de su dependencia con el cannabis. Una vez se comienza con la desintoxicación es imprescindible incorporar al paciente a la deshabituación por medio de terapias.

Recurso 4

Adicción al tabaco

El tabaco contiene la droga más consumida en el mundo llamada nicotina, genera un gran síndrome de abstinencia durante aproximadamente 14 días. En Dignus, nos parece imprescindible la realización de terapias después de la desintoxicación para prevenir recaídas, ya que un fumador, siempre será fumador aunque lo deje y son bastante frecuentes estas recaídas incluso después de llevar meses sin fumar.

Recurso 5

Adicción a la cocaína

La adicción a la cocaína es uno de los mayores problemas de salud a los que nos enfrentamos en nuestra sociedad, causa problemas neurológicos y cardiovasculares que provoca. No obstante, más allá de los problemas de salud, el consumo de cocaína también causa profundos daños psicológicos y afecta la calidad de vida de la persona que consume y de quienes se encuentran en su círculo más íntimo. Después de la desintoxicación es imprescindible que el paciente se incorpore a terapias de deshabituación ya que la cocaína provoca gran adicción psicológica.

Tipos de terapia que realizamos

Terapia individual

Tratamiento consistente en el encuentro entre el psicólogo y el paciente en un ambiente de aceptación, confidencialidad y apertura emocional.

Terapia de familia

Reúne a los miembros de una unidad familiar en torno al psicólogo para tratar de superar los problemas, desencuentros y dificultades que presentan, derivados del problema que sufre el paciente miembro de la familia.

Terapia de pareja

Tratamiento clínico psicológico para ambos miembros de una relación sentimental. Orientando a la figura de coadicto que mantiene la relación con la persona adicta. Se aprenderá a controlar los impulsos y emociones para afrontar y resolver los conflictos que puedan surgir de una manera más eficiente.

Terapia en grupo

Reúne a pacientes con el mismo problema en una misma sesión terapéutica. Dota a sus miembros de estrategias adecuadas para el afrontamiento del problema, dotando de autonomía y mejorando el crecimiento personal.

Fases del tratamiento: del diagnóstico inicial a la reinserción

Con el control de psiquiatras, psicólogos, terapeutas y enfermeras con extendida experiencia en el tratamiento de las adicciones consta de las siguientes fases.

1

Diagnóstico inicial

En nuestra primera reunión, realizaremos una evalución del problema y el estado de la adicción, realizando un diagnóstico y propuesta de tratamiento personalizado. En algunos casos, y siempre que el paciente lo desee, podría sugerirse el ingreso en un centro residencial ubicado fuera de Navarra.

2

Desintoxicación

Conducido por el médico psiquiatra del centro que evalúa el estado del paciente, con el apoyo de la psicóloga y un terapeuta. Esta fase se reealiza a través de visitas individuales con el paciente y la familia.

3

Deshabituación

Se profundiza en la aceptación y conocimiento de la enfermedad y se avanza a través de los estímulos externos de forma guiada, gradual y protegida, aprendiendo a incorporar hábitos de comportamiento saludables.

4

Rehabilitación y reinserción

Supone un paso importante de cara a la plena reinserción psico-emocional. Se trabajan el conocimiento personal y autocontrol, los riesgos del hábitat del paciente y los comportamientos saludables a desarrrollar.

Preguntas frecuentes

Cuando te das cuenta que has perdido el control sobre el consumo. Cuando detectas que un familiar consume a diario y abandona otros aspectos en su vida. La adicción es una enfermedad progresiva que va a peor.

Sí, las terapias son especializadas y adaptadas al tipo de adicción, edad, trastorno, y particularidades de cada paciente.

Contamos con experimentados psicólogos, psiquiatras y veteranos en adicciones con años de recuperación.

En función del grado de adicción se recomendará una duración del tratamiento a cada paciente.

Habitualmente las terapias se realizan por la tarde, de lunes a viernes. Si el cliente lo requiere, se pueden realizar en otros horarios. Para nosotros la recuperación de cada paciente es nuestra vocación y por ello nos adaptamos a cada persona en la medida de lo posible.

No es necesario. Cada uno decide de si su familia o pareja son conocedores de la situación. No obstante, sí lo aconsejamos para un mejor y más adecuado apoyo a lo largo del tratamiento.

Según sea el grado de la adicción. Hay pacientes que han perdido el autocontrol y el ingreso durante unos meses y su posterior vuelta al tratamiento ambulatorio es la mejor opción. Contamos para ello con un centro residencial fuera de Navarra.

Una vez recuperado el paciente, se le dará la opción de venir al centro de vez en cuando de una forma espaciada.

Desde nuestro centro se le darán al paciente todas las herramientas necesarias para evitar la recaída y llevar una vida totalmente plena y sana.

Por supuesto. La confidencialidad de nuestros pacientes es primordial, se firma un contrato de confidencialidad y solo pueden informarse y entrar en la recuperación las personas autorizadas por el paciente. Cumplimos estrictamente la ley de protección de datos, y la información que nos proporciona el paciente es utilizada exclusivamente por el centro para el tratamiento. Se necesita una autorización por escrito para que dicha información pueda llegar a manos de la empresa en la que trabaje el paciente o cualquier otra persona o entidad externa al centro. Únicamente pueden ser requeridos y proporcionados obligatoriamente ante requerimiento judicial. 

Estamos seguros de que te podemos ayudar

Solicita ahora tu cita o consúltanos cualquier duda sobre nuestro centro de rehabilitación de drogas. Estaremos encantados de atenderte.